Terremoto en Japón: empeora la situación de los adultos mayores después del desastre

24/03/2011

24 de marzo de 2011

Por Rosaleen Cunningham

Damnificados hacen cola para comprar alimentos en Sendai zona golpeada por el terremoto y el tsunami (c) REUTERS Kim Kyung-Hoon

Casi dos semanas después del terremoto y posterior tsunami que devastó la costa este de Japón, se hacen cada vez más evidentes las amenazas a las que se exponen los adultos mayores damnificados.

A la fecha la cantidad de muertos por el desastre alcanza los 15.000 y aunque todavía no está claro cuántos de ellos eran personas mayores, la cifra final resultaría significativa puesto que casi el 30% de la población japonesa tiene más de 60 años.

Los de edad más avanzada en mayor riesgo

Muchas personas mayores han participado en las actividades de socorro y están tratando de localizar a sus parientes de edad más avanzada quienes son los que están en mayor riesgo.

La hipotermia, deshidratación y las enfermedades respiratorias son los riesgos más latentes a los que se exponen las personas mayores en los refugios temporales. Muchos perdieron sus medicamentos cuando el terremoto y el tsunami  golpearon sus viviendas. Todavía hay preocupación por los sobrevivientes mayores de las zonas más remotas quienes probablemente enfrentan situaciónes complicadas y sobreviven sin elementos fundamentales como medicinas, alimentos y combustible.

La prensa internacional ha informado los últimos días sobre situaciones extremas como consecuencias inmediatas de la catástrofe, en los hospitales y otros refugios el combustible y las medicinas se están agotando.

Proceso de recuperación en marcha

Japón es un país rico, desarrollado, preparado para enfrentar los desastres y con una impresionante capacidad de respuesta, a pesar de que la magnitud de la catástrofe, el proceso de recuperación ya está en marcha.

En este sentido HelpAge International y sus contrapartes no están poniendo en marcha una respuesta humanitaria a gran escala, pero están proporcionando ayuda financiera para la YMCA de Japón, institución que está trabajando en el área afectada.

Identificación de necesidades a largo plazo

El Administrador de Programas de Emergencia de HelpAge en la región de Asia oriental y el Pacífico, Godfred Paul,  informó: "La YMCA en Tochigi dispuso de un servicio para la atención de personas mayores, el mismo cuenta con equipo y personal especializado.

"Actualmente están trabajando a través de su personal y con la colaboración de voluntarios para llegar a mayor número de personas mayores en la zona afectada por el terremoto. El trabajo se centra en la identificación de las necesidades de las personas mayores, al mismo tiempo de brindar atención a las necesidades inmediatas más urgentes.

"La YMCA de Tochigui espera expandir sus servicios a muchas más personas mayores para ayudar en el proceso de recuperación de las zonas devastadas. También se está trabajando en Sendai y Marioka (áreas afectadas por el tsunami), la labor de los voluntarios consiste en visitar, la mayor cantidad de personas mayores y llevar a cabo las evaluaciones individuales" aseguró Paul.

"Algunas de las necesidades a largo plazo ya han sido identificadas y están siendo atendidas, así mismo se trabaja de manera conjunta con el equipo de apoyo psico-social, la atención y la provisión de refugio (para aquellos que han perdido a sus familiares y se quedaron solos)."

El trabajo de HelpAge

HelpAge ha estado trabajando con la Alianza YMCA en el sudeste de Asia durante dos años, principalmente en la capacitación y el asesoramiento sobre el cuidado de personas mayores además de promover la introducción de conceptos tales como la atención domiciliaria en sus programas.

Las personas mayores deben ser incluidas en los esfuerzos de recuperación,  en este sentido HelpAge trabaja a nivel internacional para garantizar que las personas mayores sea incluidas en todas las respuestas humanitarias y los próximos se pretende compartir esta experiencia con los organismos que están trabajando en Japón.

Las directrices de trabajo de HelpAge incluyen consejos prácticos sobre cómo garantizar que las personas mayores sean consideradas en los programas de vivienda de emergencia. Estas directrices han sido desarrolladas de manera coordinada con la Federación Internacional de la Cruz Roja.

Tags for this page