La violencia institucional

05/12/2011

Por Edilia Camargo

Representante del Secretariado de la Red Continental de personas adultas mayores

Opinión*

Las palabras forman parte del engranaje estructural de las políticas públicas, pero hasta qué punto, dichas políticas públicas nos están vendiendo sólo eslóganes o propaganda en vez de ideas y conceptos claramente constituidos y fundamentados en el derecho y la justicia.

Cuando se le pide a los periodistas usar palabras como "recortes" y en su lugar  "mejorar la gestión" o suprimir el uso de la palabra "ricos" para hablar de "personas con rentas elevadas", o como se pidió en la reunión en Brasilia 2007, hablar de "personas de edad" para no usar la palabra "viejos".

La Carta de Brasilia de 2007, Declaración de la Sociedad Civil de ciudadanos y ciudadanas, representantes y líderes de organizaciones de la sociedad civil, de redes nacionales y regionales que en América Latina y el Caribe que trabajan con y para las personas adultas mayores en ámbitos diversos, expresa que:

El desarrollo humano, derecho de las personas adultas mayores, debe reconocer la diversidad de los pueblos y es con la acción democrática que se logra la mejor realización de la justicia social, equidad y seguridad.

Esta Declaración, también entiende que la pobreza es discriminación y la Unesco, ha reconocido como violación de los derechos  humanos y forma de exclusión, toda aquella expresión que sea incompatible con la dignidad de la persona humana, por ende si hay violación, hay violencia.

La pobreza no es mercado de la caridad pública, es el engendro de estructuras podridas: mala distribución de la riqueza, corrupción, negligencia en la prestación de servicios públicos y es toda negación al disfrute de derechos políticos, culturales, económicos; en otras palabras: Violencia estructural.

Mediante la Carta de Brasilia 2007, la sociedad civil exigió, a los Estados, priorizar e implementar medidas de reparación integral hacia las personas mayores, víctimas de atropellos ocasionados por la violencia estructural, así como por acciones negligentes y punibles  en la prestación de servicios públicos.

Hoy, podemos hacer extensiva que esta exigencia sea aplicada a las niñas pobres, casi obligadas a recibir dosis de la vacuna contra el papiloma humano, adolescentes, mujeres mayores de edad, víctimas sobre todo éstas últimas de negligencia en los cuidados de salud que elevan el número de muertes por cánceres de mama y uterinos.

El caso de Panamá

Panamá ocupa el décimo puesto mundial en número de femicidios y es curioso que, al mirar las cifras de muertes violentas en mujeres, en nuestro país se establezcan dos categorías: muerte violenta y femicidios íntimos.

Tenemos un promedio de 24.58 casi 25 muertes de mujeres por cada millón y las cifras siguen creciendo. En 2010 se registraron 40 muertes de las cuales el 28% fueron femicidios, y en lo que va de 2011 ya se ha registrado un total  de 36, de las cuales 23% son femicidios.

Qué queremos las mujeres de este país al denunciar la violencia institucional, una manifestación escandalosa del fenómeno dentro de su integridad y sus fases ocultas y silenciosas...:  negligencia, maltrato.. abandono...Bastará con crear instancias judiciales específicas  con jueces propios.. fiscales, especialistas en la materia de la violencia por razones del género??  Es paso importante, pero no basta, amigas...

Necesitamos promover políticas de Estado que consagren la igualdad, no sólo en cuanto al género, si no en cuanto a los méritos.Vaciar los albergues de mujeres maltratadas, si es que existen estos, para promover políticas integrales de prevención y lucha contra la violencia hacia las mujeres. Orquestar los mecanismos y estrategias de implementación de las leyes de protección ciudadanas (sin discriminación por razones de edad ni sexo), denunciar la propia Convención de eliminación de todas las formas de discriminación en contra de las mujeres por perpetuar una imagen falseada del rol de las mujeres dentro de la sociedad y del consecuente endiosamiento de la maternidad- dejando agacharse a la paternidad - como fin último de la feminidad, lo cual prolonga una imagen de dependencia de la mujer con respecto al otro sexo... denegándole el poder decidir sobre su propia vida y destino... algo como que "le hace falta machismo"... Y no es que los lleve a navegar en el mundo de Alicia y el país de las maravillas... Estamos en guerra... y es en la mente de los hombres y de las mujeres donde hay que levantar las barrera de la paz...

Propuestas

Reestructuracion de la Defensoría del Pueblo

De modo a enfrentar las dos vertientes de la violencia a través de una instancia que supere la imagen del actual "defensor " para dar paso a un instancia superior más allá de la "denuncia" y así incluir el aspecto de protección ciudadana que actualmente anda desperdigado en ACODECO y  otras migajitas más. El derecho se acercaría a la justicia.

La Reestructuración del Instituto de la mujer

Para crear un Ministerio de la condicion de la Mujer donde se maneje la doble cara de la violencia:  una que funda derechos y la otra que los conserva...Y es , diría Walter Benjamin, esas dos caras alucinantes de la violencia desembocan en una institución que reprime y que dice también proteger:  la policía y los llamados estamentos de seguridad...

Este Ministerio enfrentaría la ardua tarea de administrar la violencia en particular en contra de las mujeres y ayudaría a la formulación de políticas sociales públicas que le hagan justicia .Cambio de imagen en la percepción del rol de las mujeres en la sociedad... no sólo el de madres.... Tipificación de los delitos, creación de nuevas instancias judiciales específicas .. reorientación de las investigaciones que tienen que apoyar estas políticas y por su puesto, la organización de una base de datos fiables y específicas de modo a ubicar "la caja negra" que sigue ocultando hasta aquí el valor del trabajo de las mujeres en el silencio de sus hogares, en el cultivo de tierras, la crianza de los hijos... Y sobre esta base, abrir oportunidades de trabajo, de educación, en los deportes, en las ciencias, en las artes, la literatura, la filosofía...

El gobierno actual admite una deuda externa de 12,675 millones... ¿cuántos de estos son destinados a proyectos específicos para promover y mejorar la condición de las mujeres a todas las edades?

Latinoamérica es violenta.Con sólo el 9% de la población mundial, nuestra región acapara el 27% de los homicidios a nivel global, Centroamérica con 44 homicidios por cada 100 mil habitantes. Hoy día se está derramando más muertos que durante el auge de las guerras civiles" ¿Este será el precio que tenemos que pagar por el desarrollo?

Será comprando más pertrechos de guerra y armas sofisticadas? más policías.. No será por el contrario que encontremos el desarrollo con más democracia...mayor participación ciudadana.. mejor calidad de la educación , diseñando vías de acceso al disfrute de los derechos culturales y a la preservación de la memoria histórica.. a la construcción de ciudadanos y ciudadanas orgullosos (as) de sus vidas y de su identidad y sobre todo, con un no rotundo a la violencia en contra de las mujeres...

* La opinión nuestros colaboradores no expresa la opinión de HelpAge International

Tags for this page